CONTRATO DE COMISIóN MERCANTIL

por Redacción Mil Formatos el 05 de noviembre de 2020

Elige una opción de Descarga Gratis


Actualizado el: 05/11/2020

Tiempo de llenado: 20 minutos

Descargas: NUEVO


¿Alguna vez has tenido que conferirle a una persona de tu confianza las facultades legales para llevar a cabo un acto jurídico en tu representación? ¿Te ha pasado que, en estos casos, quieres evitar las complicaciones de tener que otorgarle un poder específico a esta persona ante notario público, por el hecho de que únicamente necesitas el apoyo de la otra persona para una operación en particular? Si es así, te recomendamos leer este artículo, ya que el documento legal ideal para solucionar este problema y amparar estos actos es el contrato de comisión mercantil.

Puedes utilizar el machote que nuestro equipo legal elaboró y que contiene los elementos básicos para que tu contrato de comisión mercantil cumpla con su función. Lo encontrarás al final de este artículo para descarga gratuita.

¿Qué es un Contrato de Comisión Mercantil?

El contrato de comisión mercantil es aquel por el cual una persona le otorga a otra persona de su confianza la facultad de desempeñar un acto jurídico en su nombre. Concretamente, es el mandato aplicado a actos de comercio en específico. Por lo tanto, es un contrato de naturaleza exclusivamente mercantil.

 

Elementos de un Contrato de Comisión Mercantil

 

Las partes de este tipo de contrato se denominan: comitente, que es quien otorga las facultades, y comisionista, que es quien hace uso de éstas para llevar a cabo los actos que se le encarguen.

El comisionista, para desempeñar su encargo, no necesita poder constituido en escritura pública, siéndole suficiente contar con el otorgamiento por escrito en un contrato de comisión mercantil.

Este tipo de contrato se concreta para que el comisionista lleve a cabo un acto o actos precisos y determinados, y la duración del mismo queda limitada al tiempo necesario para la ejecución de estos actos de comercio. Asimismo, el comisionista queda sujeto a continuarlo hasta su conclusión, ya que por medio del contrato se obliga jurídicamente a hacerlo.

El comisionista, en el desempeño de él o los  encargos, se sujetará a las instrucciones recibidas del comitente y en ningún caso podrá llevar a cabo actos contra dichas instrucciones expresas. Deberá desempeñar por sí mismo dichos encargos que recibe y no puede delegarlos sin estar autorizado para ello; por lo tanto, es un contrato llamado personalísimo.

Al final de su gestión, debe rendirle cuentas al comitente sobre lo que hizo y entregar los documentos que se le soliciten, tales como comprobantes de recepción, entrega, inventarios, etc.

Declaraciones

En esta sección, las partes indican a las figuras legales que le representan, así como sus datos personales o institucionales. En el caso de personas físicas, deben indicar su nombre, edad, nacionalidad, CURP y domicilio. Para el caso de las empresas, debe especificarse el nombre de la misma, el número de Escritura Pública en la que fue constituida, su RFC y su domicilio.

Cláusulas

En la sección de cláusulas se especifican los acuerdos por los que se regirán las partes y todas sus condiciones. Esta sección es la más importante del cuerpo del contrato.

Las siguientes son las cláusulas principales más comunes:

  • Vigencia. Tiene que especificarse si el contrato y la delegación de funciones tiene un tiempo de validez o si su carácter es indefinido, o cualquier otra variante.
  • Acciones y responsabilidades delegadas. Deben enlistarse las funciones que delega el comitente al comisionista.
  • Contraprestación y forma de pago. Tienen que indicarse los montos de pago, frecuencia, modo en que se realizarán los mismos y lugar en que se efectuarán.
  • Contratación de terceros. Puede agregarse una cláusula donde se limite la posibilidad de que el comisionista pueda subcontratar a otras personas o empresas para el desempeño y cumplimiento de las funciones. La regla general es que no.
  • Entrega periódica de informes. En caso de necesitarlo, el comisionista puede establecer la entrega de informes con cierta periodicidad, en los cuales se informa al comitente del cumplimiento de sus funciones.

Causal de Rescisión

En caso de muerte del comisionista, el contrato se entiende como terminado de manera automática, porque a este se le contrató por sus características específicas y por la confianza entre las partes, para encargar parte de sus negocios comerciales una a la otra.

Firmas y Anexos

Deberán firmar este contrato el comitente y el comisionista.

Se recomienda agregar al contrato como anexos todos aquellos documentos que den certeza a las partes del encargo que deberá llevarse a cabo, además de los documentos que comprueben la identidad y propiedades de las partes.

Formato de Contrato de Comisión Mercantil

Aquí te dejamos un formato listo para ser utilizado, únicamente hace falta completar la información particular para tu caso específico.

Formato de Contrato de Comisión Mercantil
Formato de Contrato de Comisión Mercantil

Descarga gratis Formato de Contrato de Comisión Mercantil.descarga el formato

Te podria interesar

Si te ha servido este documento compártelo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *