Carta Para un Profesor

 

¿Quieres hacer una carta para un profesor? Nosotros podemos ayudarte. En este artículo te decimos todo lo que tienes que saber para que este documento exprese claramente lo que quieres comunicar, sus elementos, algunos tips para hacerlo y una guía de contenido.

También te incluimos algunos ejemplos para que la carta a tu profesor sea única y especial. Déjanos tus dudas y comentarios sobre el documento o dinos si te han sido útiles.

¿Qué es una carta para un profesor?

En muchas ocasiones al término de nuestros estudios, aún recordamos con agradecimiento a las personas que nos educaron. Incluso puede suceder que nos demos cuenta de que aquellos que fueron estrictos, en realidad nos ayudaron a descubrir talentos o habilidades. Una carta para un profesor nos ayuda a expresarle nuestro agradecimiento y sentimientos .

Lo anterior puede darse de forma positiva o negativa dependiendo de los que necesitemos expresar, aunque por lo general es de forma positiva o para expresar solidaridad y apoyo en casos de necesidad.

Este tipo de cartas podemos escribirlas en forma espontánea un día cualquiera que recordemos a nuestro profesor, o bien, motivados por celebraciones o algunas situación adversa como:

  • El día del maestro
  • Un ascenso o promoción laboral
  • La recepción de un reconocimiento o premio
  • Alguna fecha especial como aniversario de carrera o cumpleaños
  • Enfermedad o necesidad

Sin duda, el ejemplo más más famoso de la carta para un profesor, es la que el escritor Albert Camus escribió después de recibir el Premio Nobel de literatura, para su profesor de primaria, a quien expresa su agradecimiento por la educación recibida.

La carta para un profesor es un documento que se considera correspondencia personal, por lo que, de ser posible, es preferible escribirla a mano; sin embargo, también podemos hacerla en el procesador de texto.

Elementos de una carta para un profesor

 

Como toda carta personal, la carta para un profesor debe contar con los elementos básicos de la carta personal:

  • Lugar y fecha en que escribimos la carta.
  • Vocativo: es donde ponemos el nombre de a quién dirigimos la carta. En general en esta parte usamos un adjetivo con el que expresamos nuestra cercanía con el profesor. No es necesario escribir su nombre completo, sino la forma en que nos dirigíamos durante nuestros años escolares.
  • Cuerpo: En el cuerpo de la carta escribiremos lo que queremos comunicar. Aunque no hay un formato definido, siempre es conveniente dividirlo en párrafos, comenzar con un saludo, una felicitación, y el motivo de la carta.

En los siguientes párrafos le daremos a conocer lo que queremos decirle, quizá recordar alguna anécdota, y, en algunos casos, nuestro apoyo o solidaridad si está enfermo o requiere alguna ayuda.

  • Cierre: Al terminar la carta, nos despediremos de forma afectuosa o cordial.
  • Firma: No debemos olvidar firmar nuestra misiva.
  • Post Data (P.D.): La post data es un párrafo que incluimos después de la firma por algo que hayamos olvidado en el cuerpo de la carta. En ocasiones como esta la podemos utilizar también como un elemento para recalcar algo importante, o para reiterar un ofrecimiento de ayuda o buenos deseos.

Cómo hacer una carta para un profesor en Word

Si nos decidimos a hacer la para para un profesor en nuestro procesador de textos, seguiremos las indicaciones habituales para redactar una carta:

  • Colocar los elementos en el orden mencionado.
  • Colocar la fecha en el primer renglón, alineada a la derecha.
  • Ubicar el vocativo, el cuerpo y el cierre con sus párrafos con alineación justificada, para que tenga una mejor impresión de orden.
  • La firma debe ir con alineación centrada.

Otro detalle que debemos cuidar al momento de elaborar nuestra carta, es el tamaño de la letra. Si nuestro profesor aún está activo y conserva el hábito de la lectura, podemos usar una letra de tamaño promedio, 12 ó 14. Si ya tiene problemas de visión o está enfermo, podemos aumentar el tamaño de letra para que la lectura no le sea difícil.

Ejemplos de carta para un profesor

Ejemplo 1

 

Ciudad de México, 15 de mayo de 2015

Querida Profe Carmen:

Me da mucho gusto saludarla hoy, que es día del maestro. Hace mucho que tenía curiosidad por saber de Usted, y la semana pasada que me encontré con Rosita la Medusa, me pasó su dirección.

Después de estudiar con usted, entré a la universidad y seguí la carrera de administración. Siempre resonaba en mi cabeza aquella frase que nos dijo aquel día, en el patio de la prepa, antes de entrar al salón de clases: “Ustedes no pueden ser lo que quieran. Ustedes son ustedes, y la educación sólo los ayuda a perfeccionar y desarrollar sus habilidades, pero eso, sólo lo lograrán ustedes mismos. Si tienen el mejor profesor del planeta, de nada servirá si no se esfuerzan. Si aplican todo su esfuerzo y afán de superación podrán aprender hasta de una mala maestra como yo. Y deben aprender bien, porque voluntaria o involuntariamente, ustedes también enseñarán. Y si no quieren esforzarse, no vengan a calentar bancas y déjenle el lugar a alguien que sí quiera estudiar”.

Profe, usted nunca fue una mala maestra, y todo lo que nos enseñó nos ha sido de gran utilidad, sobre todo esa lección de vida que nos dio antes de comenzar las clases.

Estudiar la universidad no fue fácil, por muchos motivos. Cada vez que quise tirar la toalla, su voz me recordaba “dejen de calentar bancas y déjenle el lugar a quien sí quiera estudiar.”

Disto mucho de ser perfecto, pero he procurado aprender de todas las experiencias dentro y fuera de la escuela, y eso me ha permitido conseguir un buen trabajo, no tanto por el dinero que gano, sino porque me permite aprender mucho y constantemente, esforzarme por ser mejor.

Usted nos dijo que nosotros también enseñaríamos, y aunque entonces no lo entendí, ahora me doy cuenta: no solo enseñamos directamente, sobre todo educamos con el ejemplo. Y usted nos enseñó siempre a que seamos un ejemplo en lo que hagamos.

No sabe cuan agradecido estoy con usted.  Por cierto, después de la prepa me corté el cabello.

Mientras tanto, le envío un cariñoso abrazo

 

 

 

Roberto López “El greñas”

P.D. El día menos pensado la visitaremos para ir a comer en nuestro local favorito, que usted ya conoce.

Ejemplo 2

 

Puebla, Puebla, 8 de marzo de 2017

Estimado profesor Iván

Sé que no nos llevamos muy bien cuando fui a la escuela, pero a pesar de nuestros roces, todo lo que nos enseño ha producido buenos frutos, por lo menos en cuanto a mí se refiere.

Hace un par de días me encontré con Rodrigo, y me comentó que lo visitó la semana pasada y se enteró de su accidente y me contó los detalles. Lamento muchísimo lo que le pasó.

Ahora que está convaleciendo en su casa, le deseo una pronta recuperación y le ofrezco mi más sincera solidaridad. Si necesita algo, no dude en hacérmelo saber.

En próximos días espero tener el gusto de pasar personalmente a saludarlo.

 

¡Mucho ánimo profe!

 

Su alumno y dolor de cabeza,

Antonio Rodríguez Mendoza

Formato de Carta para un Profesor

Dado que hay una multitud de casos en los que esta carta puede ser necesaria, es muy difícil establecer un formato, por ello no te dejamos un formato para descarga como siempre lo hemos hecho, sin embargo te dejamos los dos ejemplos para que los puedas descargar y usar como inspiración.

Recuerda revisar otros formato de cartas en nuestro listado, contamos con ejemplos, formatos y consejos para que hagas la carta que necesites.

Ejemplos de cartas a un profesor

Descarga Ejemplos de Cartas a un Profesor

 

Encuentra también:

Carta de Agradecimiento a una Maestra o Maestro Si quieres expresar agradecimiento a una maestro o maestro, aquí encontrarás la mejor manera de redactarla, los casos en que se usa y sus elementos., además de encontrar ejemplos y...
Carta Compromiso Escolar La carta compromiso escolar es otra de las variantes que presenta la carta compromiso y como su nombre lo indica, ésta es utilizada en el ámbito académico para dejar sentado de que...
No comments yet.

Deja un comentario